Bernardo Muñoz Carvajal

Espacio personal de Bernardo Muñoz.

Radio Nights

radio nightsUn locutor de radio susurrando a un micrófono, de madrugada, desde una desconocida emisora. Fantaseando con lo que pudo ser y no fue. Recordando antiguos amores y desamores. Recomponiendo imágenes de un tiempo ya perdido. Sincerándose ante las las ondas sabiendo que, con toda probabilidad, no le escuchará nadie. Aunque ¿quien sabe? quizá alegre la noche la noche a algún conductor solitario mientras atraviesa la ciudad.

“Bajo la voz, cálida y envolvente, la música de Steely Dan”

Todos tenemos imágenes recurrentes en nuestro imaginario y ésta, la de un lobo solitario aullando a la noche a través de las ondas,  es una de las que siempre me sugieren. Cuando la recogí en uno de mis relatos, había algo de homenaje en su inclusión.

Pues bien, escribir en este blog me produce un sensación similar. La de sincerarme ante el ciberespacio sabiendo que, entre la enormidad de información que se crea y se destruye a cada instante en Internet, cuanto diga a través de esta humilde bitácora quedará para mí. O para mis más allegados.

Una sensación que me encanta.

Porque lo que digo no es útil, ni está estructurado, ni indexado, ni es noticia ni suscita el interés general. Lo escribo porque me da la gana. Aunque, al igual que mi locutor de radio, tampoco renuncio a confortar a alguna alma solitaria a la que el azar -o la falta de precisión en sus términos de búsqueda- haya hecho recalar hasta aquí.

Si es tu caso, te doy la bienvenida. Y te regalo “Aja” de Steely Dan.

4 Comentarios

  1. Ramon Domingo

    18 marzo, 2016 at 12:33

    A pesar de las evocadoras palabras de Bernardo me confieso un dormilón empedernido poco aficionado a trasnochar con el agravante de desafecto a Steely Dan, a quienes cordialmente nunca he soportado.

    ¿Para cuando una glosa de los madrugadores?. Aunque la moda actual del “madrugueo” de famosos y exitosos me hace replantear mis principios, que por suerte si no me gustan tengo màs (de principios digo).

    Un abrazo.

  2. Bernardo Muñoz Carvajal

    21 marzo, 2016 at 10:44

    Hola Ramón.

    No es más que una cuestión de estética literaria. Una glosa a los muy madrugadores, nos situaría en la misma franja horaria que la de los noctámbulos empedernidos, con lo que no ganaríamos nada. Y si trasladamos el relato al principio de la jornada laboral, la cosa pierde mucho glamour.

    “Un locutor de radio desgranando los espeluznantes titulares de la actualidad del día, regodeándose es lo jodido que estás, ya sea por trabajar como un cabrón o por no tener trabajo. Lanzando bilis a través de las ondas sabiendo que sus tertulias aún romperán más los nervios a los pobres desgraciados que le escuchen en medio de un embotellamiento interminable”

    Reconoce, querido Ramón, que no es lo mismo.

    Dicho lo dicho, hay autores que sí han creado grandes obras a partir del madrugón. Pienso en Gabriel García Márquez y su “Crónica de una muerte anunciada”.
    Saludos

  3. Admiro a Steely Dan. Es un grupo de culto. Elegancia pura.

  4. Bernardo Muñoz Carvajal

    22 marzo, 2016 at 09:02

    Hola Abel, estoy contigo. Preciosismo hecho música. No se lo tomes en cuenta a Ramón. Por lo que sé de él, últimamente está más volcado en el folclore andino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *